Las arenas de la memoria. Sandro Malfitano

El Tao dice:

Demasiado color enceguece la vista
Demasiados sonidos ensordecen al oído
Demasiado sabor embota el paladar
Demasiado juego enloquece la mente
Demasiado deseo desgarra el corazón

El sabio provee a su estómago, no a los sentidos.
Se aparta de la sensación y acepta la sustancia.

Una página que tuvo sus comienzos en  1998 en geocities.com
 https://enlaesquinaescuchando.wordpress.com/

Sus aportaciones al arte, la música, la poesía, el relato, la noticia.

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: